Según la Dirección de Estadísticas y Censos de la Ciudad de Buenos Aires, hay 160.879 personas que se encuentran en una búsqueda laboral activa y sin éxito. Si a eso se le suman los subocupados, los vecinos con problemas laborales ascienden al 17,5%.

Estas cifras también se pueden analizar desde el punto de vista del género, ya que la tasa de desocupación femenina alcanzó el 11,6%, mientras que la masculina estuvo en un 7,4% durante el primer trimestre de 2017.

Hay que subrayar además que el empleo en la mujer -44,9%- disminuyó en 0,9 puntos porcentuales con respecto al mismo trimestre del año anterior, a diferencia de lo que ocurrió con los varones -56,8%- ,donde se registró un aumentó del 2,7%.

Esto arroja una cifra total de 95.979 mujeres sin trabajo en la Ciudad de Buenos Aires durante el período citado. Estas cifras demuestran que la desocupación femenina marca una preocupante tendencia en aumento, ya que en un año el porcentaje de desocupadas aumentó un 2%.

Estos registros no hacen más que ratificar que la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres en el mercado laboral aún sigue siendo una utopía.