Consultado en Mañana Sylvestre sobre el posible impacto de los cortes programados de luz en Capital Federal y GBA, Bernal señaló que “lo que estamos viviendo es un cambio de 180 grados no solamente en la política de energía eléctrica, sino en la política energética en general. Se está adecuando todo –como está sucediendo en otras áreas y cuestiones estratégicas para el funcionamiento del país- a un modelo que tiende a planchar el consumo, deprimir el mercado interno, lesionar gravemente el aparato productivo e industrial, y en ese marco se entiende la modificación al marco regulatorio de la energía eléctrica”.

Según Bernal, hace más de 5 años en Europa las cámaras industriales y todo el sector de las pymes y el aparato productivo de la UE tiene una preocupación entre cejas: el precio de la electricidad. “¿Por qué? Porque en los últimos ocho años el precio de la electricidad en Europa disparó, entre otras razones por las políticas medioambientales que está tomando la UE que está inyectando energías renovables que son mucho más caras”, consignó.

“La preocupación que tienen los industriales europeos es el precio de la electricidad que se les fue a las nubes y está haciendo que Europa pierda competitividad de manera abismal, y cierren industrias, que las industrias electrointensivas, que son las de mayor valor agregado, estén en una situación extremadamente preocupante en cuanto la competencia tanto a nivel local como fundamentalmente con países no europeos”, explicó.

“Este es el escenario al que vamos en Argentina –continuó Bernal-. ¿Eso le conviene al gobierno nacional? Le conviene porque es un gobierno cuya ideología, cuyo proyecto político no es justamente el de industrializar la Argentina, modernizar su economía y diversificar su aparato productivo; es el modelo conservador del granero del mundo –ya lo dijo el Presidente, la vicepresidenta-, basta de industrias…”.

Cortes de luz en el país

De cara a la crisis energética que se vive por estas horas, y que generaron cortes de energía que afectan a miles de usuarios del país, Bernal remarcó las ganancia importantes que lograron empresas como Edesur y que sin embargo no se ve reflejado en el servicio.

“La ganancia neta de Edesur en 2015, fue de $1330 millones. Además esa ganancia está indirectamente está asociada (por vinculaciones accionarias secundarias) con los principales fabricantes y comercializadores de aires acondicionados de la Argentina”, remarcó.

“Ahora vamos al esquema de la década del 90, donde las empresas hacen lo que se les antoja, con el agravante de estar al frente del Ministerio de Energía, que está ocupado por empresas. Y uno diría, ¿en la década del 90 no había cortes de luz? La realidad es que los peores cortes de luz en la historia de Argentina (no con apagones de 250 a 100 mil, como ocurrió en estos días, sino de millones de personas), fueron los que ocurrieron en 1999 y 2000”.

Las inversiones que faltan

Bernal recalcó que las mayores inversiones en materia energética se lograron cuando el Estado recuperó el fondo para obras en 2012, y forzó a empresas a volcar recursos en el mejoramiento del servicio.

“Ahí las empresas pasaron de invertir cerca de 500 millones de pesos en 2012, a 1000 millones en 2013, a 2000 millones en 2014 y a 2500 millones en 2015. Es decir, cuando el estado estuvo más presente, controló, reguló y obligó a las empresas a invertir, fue cuando más invirtieron. Todo eso se borró de un plumazo”, indicó

Bernal defendió la política energética llevada adelante durante la gestión pasada, y destacó que “la energía debe ser barata y subsidiada, porque es una herramienta fundamental para la industrialización, para la diversificación y la modernización económica, para la calidad de vida de la ciudadanía”

“La seguridad energética de un país, de la que habla el ministro de Energía Juan José Aranguren, no pasa por tener empresas que se llenan los bolsillos y que prestan un servicio pésimo”, indicó y luego aclaró que “a partir del 10 de diciembre estamos viviendo energía más cara, menos accesible y que encima va a tener una penetración tremenda de las energías renovables porque lo tenemos a Greenpeace en el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación”.

Audio de la entrevista

Jueves 18 de febrero de 2016

Fuente Gustavo Sylvestre