El mundo
Muy mal posicionado en la carrera hacia la Casa Blanca, Jeb Bush afirmó ayer que no tiene la intención de abandonarla, pese a las críticas y las presiones, y hasta su madre de 90 años y su hermano George W. Bush se sumaron a su campaña para ayudarlo. Inicialmente con un apoyo financiero colosal y la bendición de la cúpula del Partido…

Fuente Página 12