En la tarde de ayer, integrantes de la Asociación Cooperadora Juan B. Biscay del colegio República de Ecuador mantuvieron una reunión de planificación para encontrar la manera de comprar útiles, pizarras y colchonetas para los 26 niños de jardín. A la salida de la misma, se encontraron con que el cartel que señaliza la presencia de la institución estaba caído.

Por tal motivo, emitieron un comunicado a través de las redes sociales en el que se resalta la importancia del letrero debido a la peligrosidad que implica el alto tránsito en la zona del colegio. Por la puerta del establecimiento pasa la Línea 63 de colectivos y hace tiempo que los cooperadores pidieron la colocación de vallas preventivas en el frente de la institución. Aún no han tenido respuestas.

Vanesa Blanco, presidenta de la cooperadora, expresó en diálogo con Late: “La caída del cartel es simbólica pero pone de relieve otros problemas más profundos como la falta del semáforo en la esquina de Trelles y Espinosa -por Trelles circula también la línea 44-, como así también la falta de senderos seguros que venimos reclamando junto al colectivo Todos por la Mendoza”.

Debido a la gran preocupación que genera en la comunidad educativa que los niños y niñas queden expuestos a ser víctimas de accidentes de tránsito como consecuencia de la ausencia del Estado, la Cooperadora juntará firmas para reclamarle al Gobierno de la Ciudad la instalación del semáforo y la asignación de agentes de prevención en las inmediaciones de la escuela.