A lo largo de su extensa carrera, el economista ocupó cargos nacionales y provinciales, y durante la gestión anterior se desempeñó como embajador argentino en Francia y director de Enarsa. En 2000 fundó y diseñó, junto con otros economistas heterodoxos, el Plan Fénix, una estrategia de reconstrucción de la economía argentina que marcó los últimos 15 años. “A los fondos buitre se les hizo una oferta que es mala para el país”, dijo antes de su internación.

Aldo Ferrer estaba internado en el sanatorio Otamendi de la Ciudad de Buenos Aires y durante las dos últimas semana padeció una dolencia cardíaca que se había agravado, según informó la agencia Télam.

El economista se recibió de Contador público en la Universidad de Buenos Aires (UBA) e integró el llamado Grupo Fénix, creado en el 2000 para diseñar un modelo económico alternativo a las políticas neoliberales.

Se desempeñó también en el ámbito académico como secretario ejecutivo del Consejo Latinoamericano de Ciencias Sociales (Clacso), y en 1996 recibió el Premio Konex de Platino por su trayectoria en análisis económico aplicado.

Ferrer ocupó distintos cargos en la función pública nacional y de la provincia de Buenos Aires, y durante las presidencias de facto de Roberto Marcelo Levingston y Alejandro Agustín Lanusse (1970-1971) ocupó el Ministerio de Economía y Hacienda. Durante la presidencia de Raúl Alfonsín fue titular del Banco de la Provincia de Buenos Aires entre 1983 y 1987, y con Fernando de la Rúa presidió la Comisión Nacional de Energía Atómica (1999-2001).

Fuente Página 12 Últimas Noticias