En la primera jornada del paro de 48 horas anunciado por los cinco gremios de la Educación que cuentan con representación en todo el país -CTERA, SADOP, CEA AMET y UDA-, una multitud de 70.000 docentes se movilizó desde la Plaza de los Dos Congresos hasta el Palacio Pizzurno en reclamo de una apertura de paritarias a nivel nacional y de un aumento que supere el magro 18% ofrecido hasta el momento.

Según informaron las entidades gremiales, la adhesión a la medida de fuerza fue considerablemente alta. Para CTERA fue del 95% en las escuelas públicas, mientras que SADOP estimó un 75% en los establecimientos privados. De esta manera, el inicio de las clases se postergó en 22 provincias afectando a un total estimado de 12 millones de alumnos.

Sonia Alesso, titular de CTERA, dijo frente al Palacio Pizzurno: “lo que pedimos es que cumplan con la ley” y agregó que “la Ley de Financiamiento Educativo dice que el gobierno nacional debe convocar a los cinco gremios nacionales a la paritaria nacional para discutir salarios y el fondo compensador”.

En este mismo sentido,  Mario Almirón de SADOP sostuvo que “el motivo del paro, muy concreto, es la no convocatoria del Gobierno nacional a paritaria federal docente. Nosotros la solicitamos, la reclamamos y es una obligación que el Gobierno nacional tiene por ley”, a la vez que afirmó que “el neoliberalismo quiere volver a dividir nuestro salario en 24 distritos, como ya lo hizo en los ’90”.

En el escenario también estuvo presente Carlos Acuña,uno de los secretarios generales de la CGT, quien sostuvo que “no sólo los docentes están sufriendo los atropellos de este gobierno, sino que lo están sufriendo todos los trabajadores del país”. En la antesala de la movilización que la central sindical convocó para la tarde de hoy al Ministerio de la Producción, Acuña fue interrumpido varias veces en su alocución con la consigna “Paro general” por parte de los manifestantes. El dirigente se comprometió a llevarlo a cabo.

Por su parte, el Presidente Mauricio Macri inauguró las clases en la Escuela N° 17 de la localidad jujeña de Volcán con un panorama que también mostraba aulas vacías. Acompañado por el gobernador Gerardo Morales y en un nuevo gesto de endurecimiento frente al reclamo docente, el primer mandatario lamentó “que muchos hayan vuelto a elegir el oportunismo a través del paro. Llevan décadas de paro, ¿y cuál ha sido el resultado? Cero. Ese camino lo hemos explorado y no funcionó”. Con esta afirmación, lo que Macri intenta soslayar es que la paritaria que hoy peligra fue conquistada gracias a una larga e intensa lucha que tuvo como principal emblema a la llamada “Carpa Blanca”.